Aloe vera como antiséptico

El cuidado de heridas, picaduras de insecto y quemaduras superficiales es indispensable en situaciones de supervivencia, ya que una infección por mínima que sea podría mermar nuestro desempeño y dependiendo de la zona afectada incluso dificultar en gran medida la facultad para movilizarnos adecuadamente y cubrir terreno de manera eficiente.

Es por eso que siempre es bueno contar con material de curación adecuado en nuestro botiquín personal pero, ¿qué hacer si no contamos con este importante implemento?, la respuesta se encuentra en la gran variedad de plantas que la montaña nos ofrece para calmar las dolencias y curar nuestras heridas, tan típicas de todos los campamentos, incluso las simples ampollas que produce, por ejemplo, la caminata o la obtención de madera para la fogata.

Una de las plantas más comunes pero que cuenta con grandiosas propiedades medicinales, es la sábila de la cual podemos obtener el Aloe Vera de sus pencas.

El Aloe Vera cuenta con propiedades antisépticas y desinflamatorias, lo que lo hace una importante fuente de medicina natural en condiciones extremas de supervivencia, también entre sus bondades se encuentra la facultad de facilitar la sintetización de colágeno y elastina, lo que facilita la cicatrización.

La manera de obtenerlo es muy sencilla, basta con ubicar una planta de Sábila, cortar una penca, retirar la piel y untar el Aloe Vera directamente sobre las heridas, picaduras o quemaduras, esto también creará una delgada capa protectora lo que mantendrá la herida limpia en caso de no contar con vendajes adecuados.

1 respuesta

  1. fernando dice:

    interesante 🙂 🙂 🙂

Deja un comentario